Allariz

AllarizEmplazado junto a un remanso del río Arnoia, el pueblo de Allariz (Orense) constituye uno de los núcleos urbanos más extraordinarios del noroeste peninsular; de ahí que en 1971 fuera declarado Conjunto Histórico-Artístico. El ingente esfuerzo rehabilitador, desarrollado para preservar su rico patrimonio y su interesante monumentalidad, le hizo ser valedora a la villa del Premio Europeo de Urbanismo en 1994.

Depositaria de un valioso legado, esta joya urbana medieval debe su nombre al Rey Alarico, que repobló las tierras en las que se ubica el municipio en el siglo VI. Además, Allariz fue en distintas ocasiones, capital del Reino de Galicia (obteniendo en época de Sancho IV la Llave del Reino) y asiento de la Corte de Castilla y de la corte literaria creada por Alfonso X ‘El Sabio’, que de niño se crió en esta localidad. Herencia de aquellos tiempos, la villa atesora en la actualidad un sinfín de enclaves de enorme relevancia histórica, artística y monumental, perfectamente conservados, pero también un patrimonio natural y medioambiental espléndido, que le han servido para ser incluida en el catálogo de buenas prácticas de la ONU y en la lista de lugares Reserva de la Biosfera, junto con otros ayuntamientos de la comarca.

En su núcleo urbano se conjuga la arquitectura religiosa, civil y militar, mientras que en sus alrededores destacan los hermosos paisajes fluviales en torno a la ribera del Arnoia. Durante su estancia en Allariz (Orense), el viajero no debe dejar de visitar el Barrio Judío, situado extramuros, y el Campo da Barreira, un área limitada en su franja norte por un paño de la muralla medieval y en cuyo centro se localiza una fuente barroca. En uno de sus laterales, se encuentra el Real Convento de Santa Clara, un monasterio femenino fundado en 1268 por doña Violante, esposa de Alfonso X ‘El Sabio’. El edificio actual, del siglo XVIII, cobija el Museo de Arte Sacro y posee el claustro más grande de España. En esta misma zona está la iglesia de San Benito, erigida en el siglo XVIII, con un majestuoso campanario.

AllarizOtros puntos de interés turístico son el puente y la iglesia de Santa María de Vilanova, un conjunto románico del siglo XII; la Casa Museo Vicente Risco, que alberga una biblioteca y el despacho del célebre literato gallego, así como documentos, dibujos y objetos relacionados con el escritor; y el Museo Iconográfico Aser Seara, que muestra una colección de arte sacro con imágenes románicas, góticas y barrocas.

En este recorrido por la Allariz (Orense), una parada obligada es el Penedo da Vela, lugar en el que se asentaba castillo -hoy desaparecido-, que representa un fantástico mirador desde el que se obtienen unas maravillosas panorámicas de la villa y del río. Desde aquí, se pueden divisar las iglesias románicas de Santiago y de San Pedro, la Torre de Castro Oxea, el Palacio del Juzgado, sede del Museo do Xoguete, y la iglesia de San Estevan, que da cabida a tres sepulcros medievales.

En la ribera del Arnoia, se sitúa el paseo del Arnado, un parque etnográfico integrado por tres áreas: el Muíño do Burato, el Museo do Tecido ‘O Fiadeiro’ y el Museo do Coiro, que permiten conocer las artes y tradiciones del pasado agrícola y artesanal de la localidad. Las dos orillas del río están comunicadas por un puente peatonal de madera, que dota al paseo de un cierto romanticismo. Un periplo más largo, el que recorre los seis kilómetros que separan Allariz de Santa Mariña de Augas Santas, permitirá al viajero conocer esta otra fascinante población. Emplazada entre los montes de Armariz y el de los Canteiros, dicha villa posee una iglesia declarada Monumento Histórico-Artístico y representa un atractivo conjunto histórico, artístico y paisajístico en el que se mezclan historia, tradición y leyenda.

Del calendario lúdico y cultural de Allariz (Orense), destacan la Feria del Dulce, Almendrado y Melindre, y la Festa do Boi (durante el Corpus). Declarada de Interés Turístico, esta última celebración consiste en la suelta un buey por el pueblo, atado con una cuerda y controlado por varios hombres.